Indicadores de un CMI: Indicadores desde la perspectiva financiera

finanzas

Los indicadores estratégicos de una empresa se dividen de manera general en cuatro perspectivas, dependiendo de qué elementos son los que medimos en la planificación empresarial. Un CMI o cuadro de mandos integral debe tener en cuenta estas cuatro perspectivas. En los últimos posts hemos hablado de la perspectiva de los procesos internos de la empresa, de los indicadores desde la perspectiva del cliente y de la perspectiva de la innovación.

Hoy os hablaremos de los indicadores desde la perspectiva financiera, quizás la más importante. Pero como hemos visto hasta ahora, es la conjunción de todas ellas las que nos ayudarán a tener una visión global de la empresa, tanto de sus resultados, para poder tomar medidas correctoras si hiciera falta, como de la estrategia, que tendrá en el CMI su máximo aliado al ser una representación de la misma.

Los indicadores financieros son aquellos relacionados con la parte puramente financiera de la empresa. La perspectiva financiera nos dirá si la estrategia económica de la empresa es la adecuada, y si produce rentabilidad. Obviamente son los accionistas e inversores los que tienen mayor interés en estos indicadores. La rentabilidad de una empresa depende de muchos factores, la gestión interna, la innovación, el cliente, pero serán los factores financieros los que determinarán la viabilidad económica de la empresa.

Ejemplos de indicadores desde la perspectiva financiera de un CMI

¿Cuales son los objetivos estratégicos de una empresa? A continuación os listamos algunos de ellos:

  • Tener una estructura financiera estable. Que permita conseguir el resto de objetivos estratégicos financieros.
  • Aumentar las ventas. Este es bastante claro. La empresa debe tener siempre como objetivo aumentar el volumen de las ventas.
  • Diversificar los ingresos y mejorar la rentabilidad. Una diversificación de los ingresos mejorará las ventas y creará nuevas oportunidades de crecimiento.
  • Optimizar los activos. Tanto los tangibles como los intangibles de la empresa.
  • Optimizar el retorno. De todas las inversiones realizadas por la empresa.

2 tipos de estrategias financieras

Las estrategias financieras pueden subdividirse en dos tipos:

Estrategias de crecimiento

Se basan en el crecimiento de los ingresos de la empresa al incrementar y diversificar las fuentes de ingresos. También se puede conseguir incrementando el valor de los clientes. Incluye la creación de nuevos mercados, creación de nuevos productos o servicios, o aumentando el número de clientes. Es necesario tener una relación muy cercana al consumidor, conociendo a los clientes lo que nos permite saber cuales son sus necesidades.

Estrategias de productividad

La estrategia de productividad consiste en incrementar los beneficios a partir de la reducción de costes en la empresa, mejorando el uso de sus recursos. Una implementación de este tipo de estrategia permite optimizar los recursos que ya tiene la empresa de manera que su coste se reduzca, al orientar la actividad hacia acciones que generan beneficio, recortando aquellas que son superfluas.

Estructurar las estrategias financieras requiere nuevas inversiones y buscar nuevos mercados. También desarrollar nuevos productos o mejorar los existentes. Durante la planificación de estas acciones debe considerarse la optimización de la productividad para reducir los costes de estas acciones.

Si quieres saber más sobre los indicadores financieros de un CMI y su implementación en su empresa no dude en solicitar las claves de acceso a nuestro CMI de forma gratuita.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.