Indicadores de un CMI: Indicadores desde la perspectiva de la innovación

innovacion

Seguimos hoy con los indicadores mas importantes en un CMI. Recordemos que un cuadro de mando integral es una herramienta que permite conjugar todas las variables indispensables para la gestión y el crecimiento de una empresa en un solo entorno de trabajo, que permite a los gestores de una empresa tener el control sobre las variables que afectan a la misma.

Hemos hablado ya de los indicadores desde la perspectiva de los procesos internos de la empresa, y los indicadores desde la perspectiva del cliente, y hoy os hablaremos de los indicadores desde la perspectiva de la innovación, también llamados indicadores de crecimiento y de aprendizaje.

Los indicadores desde la perspectiva del aprendizaje son aquellos indicadores intangibles imprescindibles para el futuro crecimiento de la empresa, e incluyen factores como el capital humano, el capital organizativo, formación y sistemas de información. En definitiva, la formación de las personas y la tecnología y la comunicación entre los gestores de una empresa y sus empleados.

¿Qué hace falta tener en cuenta en un CMI desde la perspectiva de crecimiento?

Debemos saber qué necesita aprender la empresa y las personas que la conforman para poder aumentar la satisfacción del cliente, incrementar la efectividad y alcanzar los objetivos fijados. Todo esto desde el punto de vista de los que necesitamos aprender para estar alineados en los objetivos empresariales.

Es importante resaltar que las empresas que se toman en serio este aspecto empresarial tendrán muchos más recursos, en sentido figurado y práctico, para alcanzar sus objetivos.

Unos empleados no solo deben estar formados, deben contar con el apoyo de la empresa en forma de mentores, formadores y con las herramientas que necesita el trabajador para desarrollar su trabajo de forma óptima.

¿Cuales son los indicadores desde la perspectiva de la innovación?

Hay tres categorías en las que se basan los indicadores de crecimiento o innovación, la capacidad de los trabajadores, la de los sistemas de información y la motivación.

Para que se puedan medir las categorías que conforman estos indicadores de aprendizaje de forma objetiva debemos medirlas. En la categoría de la capacidad de los trabajadores debemos medir su satisfacción, la capacidad de retener el capital humano de la empresa, la productividad de los empleados y su rentabilidad. También debemos medir la formación, ¿Como, cuando y para qué se forma a los trabajadores?

Para la categoría de los sistemas de información tenemos que medir el porcentaje de procesos que nos dan información en tiempo real, medir el acceso a la estrategia ¿existe una alineación de objetivos entre los trabajadores?

Por último, la categoría de la motivación debe ser medida también. ¿Cuantas sugerencias se reciben por parte de los trabajadores? ¿Cuantas de esas sugerencias se han convertido en proyectos de la empresa? ¿Cual es el índice de bienestar de los empleados? Estas y otras son variables que deben de ser medidas.

Como hemos mencionado al principio de este artículo, un CMI medirá estas y otras variables para poder gestionar la empresa y su crecimiento, además de prevenir errores estratégicos. Prueba sin ningún compromiso nuestro CMI. Solicita las claves de acceso a nuestro CMI de forma gratuita.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.